Dieta y vida Mediterranea para rejuvenecer

Países como Grecia, Italia todos de la Zona Mediterránea desde hace años comen grandes ensaladas, con muchas verduras, pepinos, tomates, aceitunas, cebollas, ajo, aceite de oliva, quesos.
Se acompañan también con  comidas espesas, guisos, estofados de lentejas, berenjenas rellenas con arroz, panes y como postres muchas y variadas frutas. Si leemos bien vemos que la deferencia comparándolo con los demás países es la cantidad de granos, frutas, vegetales, legumbres utilizados y siempre aderezados o preparados con Aceite de Oliva, la carne roja tiene un consumo muy esporádico, siempre acompañan muchas comidas  con algún queso también en forma moderada, al igual que todo derivado lacteo, en carnes el pescado, las aves, otros productos como la nuez, huevos, y siempre presente el ajo, la moderación en el vino los dulces es una de las virtudes del habitante de estos lugares.

La dieta mediterránea radica su importancia en los granos, desde el pan que es especialmente preparado con cereales enteros y corteza firme, los granos que ofrecen los hidratos de carbono complejos como fuente de energía, proteína y muy poca grasa. Su costumbre alimenticia los hace consumir grandes cantidades de vegetales comunes a todos los países, igualmente con respecto a las frutas y su variedad, sobrepasando en mucho  al consumo de ellas en el promedio de los países en especial con EEUU.

Tenemos a los vegetales de hoja verde como espinaca, escarola, acelga, etc., ellas son las favoritas de la mesa mediterránea, son muy ricas en Betacarotenos, otra fuente de proteína las legumbres, con muchas fibras solubles que protegen del Colesterol ayudando al bienestar y funcionamiento del corazón.

Junto a los Hidratos de Carbono el mayor aporte de grasa lo obtienen del Aceite de oliva, el pescado con su gran cantidad de los ácidos grasoso  omega 3, como aderezo, son muy fanáticos del ya mencionado Aceite de oliva, el ajo, la albahaca, el perejil, romero, nuez moscada, paprika ingredientes que dan ese aroma y gusto especial a la comida mediterránea, las carnes rojas, los quesos como lo dijimos antes forman parte de los platos pero en forma mesurada como ejemplo un par de veces al mes.

Este modelo o sistema de alimentación va acompañado de la actividad física aplicada directamente con práctica constantes en gimnasio, deportes  al aire libre, y también como rutina diaria al no utilizar mucho los medios de locomoción tratando de caminar lo más posible durante el trayecto a sus obligaciones o durante ellas. Consideran también, y que está comprobado, el descanso a mitad de la jornada como la popular Siesta, que sabemos que estudios científicos demostraron lo beneficioso de su aplicación en la salud general.
En concreto vemos que los pueblos mediterráneos desde tiempo lejanos utilizan esta cultura de vida nos demuestran lo beneficioso que es y cuanto prolonga la juventud general de cada habitante.


2010 - 2011 derechos reservados